Practicar Ashtanga Vinyasa Yoga con un enfoque curativo. Por Omar Cruz

Para muchas personas es poco conocido el aspecto curativo del yoga sobre el cuerpo humano. Para los afortunados que han asistido a una clase de yoga, es de gran sorpresa la sensación de bienestar después de la clase.
    El yoga mas allá de las asanas o posturas. Es un sistema completo que se ocupa de la parte física de nuestro cuerpo, así como la mental y psicológica. Sin embargo el aspecto físico es el que mas rápido podrá dar muestras de los beneficios de su práctica.
    Se dice que Pattabhi Jois, para poder enseñar yoga, recibió la bendición de su Gurú Krishnamachyaria de una manera muy difícil. Le dijo: "Ten a esta persona enferma. ¡Ahora cúrala!"
    La relación del yoga para curar ciertos aspectos físicos es muy obvia. Aquí algunos ejemplos:


Insomnio: Se pueden realizar posturas llamadas Forward Bending o flexiones hacia adelante como Paschimottanasa (sentado con las manos hacia los deditos gordos de los pies, o más lejos de ser posible), Prasarita Padotanasana (de pie con piernas separadas, llevando tu cuerpo hacia el frente). Pero la postura más importante es Salamba Sarvangasana, o postura de vela, la cual se realiza recargado sobre tus hombros y cuello, sosteniendo tu cadera con las manos, manteniendo tus pies en línea recta hacia el cielo. Aquí la manera de entrar a la postura:
1. Recostado con las manos a un costado de la cadera.
2. Realiza una inhalación y con un impulso levanta las piernas por encima de tu cabeza, levanta cadera.
3. Toma la cadera apoyando tus codos al piso y las manos sobre la cadera.
4. Acomoda tus hombros para estar en una postura cómoda y donde tu cuello se sienta relajado. Tu barbilla apunta hacia tu pecho. Tu mirada la enfocas a tus deditos de los pies. Permanece en esta postura por el máximo de respiraciones relajadas que puedas realizar.
Para salir de la postura baja la cadera al piso, lentamente controlando con la fuerza del abdomen. Descansa un rato recostado.

Migraña: La migraña es un problema común entre las mujeres (75% de las mujeres sufren o han sufrido migraña) Aunque la practica de yoga en general ayuda a relajar el cuerpo y por tanto prevenir las migrañas, se ha encontrado que la mayoría de posturas de inversión (todas aquellas en las que tu cabeza se encuentre por debajo de tu corazón) pueden ser un disparador de la migraña, por tanto, estas posturas deben ser evitadas en episodios de migraña o dolor de cabeza.
   Se recomienda por tal, todas aquellas posturas llamadas restaurativas, entre ellas, una muy sencilla, fácil y segura de realizar es Upavista Konasana, y se realiza de la siguiente manera:

1. Sentado sobre tu tapete, con las piernas estiradas.
2. Inhala abre el compás de tus piernas a una distancia cómoda
3. Exhala, lleva tus manos en el espacio entre tus piernas y comienza a camina tus deditos hacia delante lo mas lejos posible. Relaja tu cabeza y si es posible lleva tú frente al piso.
4. Te puedes quedar aquí, o puedes ir mas lejos, abriendo tus brazos hacia tus pies, y tomar la parte externa de tus pies, procurando que tus hombros apunten al piso.
5. Quédate el mayor tiempo posible en esta postura, inhalando y exhalando de manera relajada.
Para salir de la postura, realiza una inhalación y levanta tu torso a posición de sentado. Te puedes ayudar con tus manos para levantarte. Cierra el compás de tus piernas.


Estreñimiento: El estreñimiento es una condición, incomoda, y muy común, causada por falta de líquidos con los alimentos y malos hábitos alimenticios. Existen muchas posturas enfocadas para mejorar la digestión y eliminar el estreñimiento, enfocadas en las posturas en las que se realiza una torsión de la parte superior del cuerpo.
La postura que más recomendamos es Marichyasana C, ya que hay una torsión mayor, y es muy fácil y segura de realizar. Aquí la manera de entrar a la postura:

1. Sentado sobre tu tapete con las piernas estiradas al frente.
2. Inhala, dobla rodilla derecha, llevándola hacia el cielo, y llevando tu talón lo mas pegado a tu cuerpo, abre tu talón a la misma altura que tu cadera.
3. Exhala, haz una torsión de tu cuerpo hacia el lado derecho, llevando tu codo izquierdo hacia la rodilla derecha, voltea sobre tu hombro derecho, llevando tu mirada lejos y hacia atrás de tu cuerpo.
4. Puedes quedarte aquí, y ayudarte a ir mas profundo en la postura, empujando suavemente con tu codo.
5. Respira suave y profundamente con la parte superior de tus pulmones por el mayor tiempo posible.
Para salir de la postura, inhala y regresa tu cabeza, mirando de nuevo hacia el frente, exhala suelta tu codo, lleva manos a la altura de tu cadera. Ahora realiza los mismos pasos con el lado contrario, es decir, dobla pierna izquierda, apoyándote con tu codo derecho, mirando sobre tu hombro izquierdo.

Cólicos: Los cólicos pueden ser resueltos fácilmente en posturas en las que tienes que llevar las piernas hacia tu cuerpo, una postura muy fácil de realizar es Balasana o postura del niño. Aquí la explicación de cómo entrar en la postura:

1. Inhala, híncate sobre tus rodillas y lleva empeines de los pies al piso. Tus rodillas están levemente separadas.
2. Exhala, lleva tu torso hacia las piernas, lleva las manos hacia atrás (hacia los pies) con las palmas viendo hacia el cielo. Tu frente hacia el suelo.
3. Permanece en esta postura por el mayor numero de respiraciones relajadas que puedas realiza.
Para salir de esta postura, coloca las manos a la altura del pecho y empuja para levantarte. Levántate lentamente.
Dolor de espalda: Aunque el dolor de espalda puede ser relacionado con varios problemas físicos y de postura, así como con un excesivo stress, existen varias posturas para eliminarlo, sobre todo la espalda baja. Se recomienda realizar posturas suaves en las que relajes la espalda baja. Te recomendamos mucho Balasana o postura del niño (explicada anteriormente), Urdhva Mukha (Perro Boca arriba) y Adho Mukha (Perro boca abajo). Aquí te explicamos estas dos ultimas:



Urdhva Mukha (Pero boca arriba)
1. Recostado boca abajo sobre tu tapete.
2. Inhala, lleva las manos a la altura de tu pecho y levanta tu cuerpo como haciendo una lagartija, puedes dejar por lo pronto las rodillas en el piso.
3. Exhala, lleva tu mirada hacia el cielo, baja tu cadera sin que toque el piso, levanta las rodillas del piso, si es que las colocaste ahí. Dejando tu peso sobre las manos y los empeines.
4. Lleva tus hombros hacia atrás con brazos estirados.
5. Permanece aquí por el mayor número de respiraciones relajadas posibles.

Adho Mukha (Perro boca abajo)
1. Desde Urdhva Mukha (Perro boca arriba).
2. Exhala, levanta la cadera hacia el cielo, y llevando tu mirada hacia la zona de tu ombligo. Mantén los brazos estirados, con los dedos de las manos bien abiertos, y palmas bien apoyadas al piso.
3. Las piernas estiradas, apoyando los pies al piso, y de ser posible llevar los talones al piso. Quédate en esta postura por el mayor número de respiraciones relajadas posibles.
Para salir de esta postura, dobla rodillas, llévalas al piso. Y recuéstate boca arriba, tratando de relajarte, enfocando tu atención a tu respiración. Recuerda que lo mas importante es Yoga es la respiración, y que las posturas son secundarias.

Notas importantes:
1. Realiza todas las posturas antes mencionadas bajo la supervisión de un profesor autorizado de yoga.
2. Recuerda siempre consultar a tu medico de cabecera antes de comenzar cualquier tipo de rutina de yoga.
3. Si estas embarazada, consulta a tu ginecólogo antes de realizar cualquiera de las posturas antes mencionadas.
4. Divierte practicando yoga. Lo mas importante es que logres estar en una postura cómodamente, sin que esta signifique demasiado esfuerzo para tu cuerpo.
Agradecemos la generosidad de Omar Cruz, maestro registrado ante la Yoga Alliance (RYT200) y co-fundador de Shanti Yoga & Reiki en Monterrey NL por la autorización ara publicar este artículo. Para mayor información consulta www.yogashanti.com.mx o escribe a omar@yogashanti.com.mx

Comentarios

Entradas populares de este blog

El kirtan, la práctica más agradable para silenciar la mente

Yoga, ¿para qué?